Quantcast
El tiempo en: Cádiz
Miércoles 28/09/2022  

Barbate

“La filosofía de Ubago encaja con el trabajador honesto y cumplidor que hay en Barbate”

Antonio Fernando García Reyes es el responsable de Selección y Desarrollo Corporativo del Grupo Ubago y nos habla de la planta de Barbate

Publicidad AiPublicidad Ai
  • Antonio Fernando García Reyes, responsable de Selección y Desarrollo Corporativo del Grupo Ubago.
  • "Aunque no tenemos cuantificado el número exacto, pero queremos arrancar la planta con un centenar de puestos de trabajo"
  • "Nosotros queremos, más bien creemos, que uno de los valores de la empresa es generar riqueza no solo económica, sino también social"
  • Contamos con un correo electrónico que es público y que mucha gente ya conoce, recursoshumanos@ubagogroup.com "

Ubago lleva tiempo preparando su desembarco en Barbate. Ahora trabaja en el acondicionamiento de la planta, en la selección de personal y en sus proyectos de formación. Hablamos con uno de sus máximos responsables

Son localidades con un perfil de trabajador honesto, cumplidor, que se esfuerza, que trabaja y que hace de la marca Ubago su propia marca

¿Qué es Ubago?

–Es una empresa que tiene su origen en Galicia, hacia el año 1929, y se establece aquí en Andalucía en 1953. Nos dedicamos sobre todo a la elaboración y comercialización de productos procedentes de la pesca. Tenemos divisiones de ahumados, de conservas, de bacalao y de salazones. Es decir, somos un grupo que tenemos plantas productivas nacionales e internacionales: en Cabo Verde, en Marruecos, etc.. y en España: en Málaga, en La Línea y ahora aquí en Barbate. En la actualidad hemos duplicado nuestras plantillas en Málaga y en La Línea, y el grupo actualmente cuenta con unos 4.800 trabajadores en todo el mundo.

 

¿Cómo surge el proyecto de instalarse en Barbate?

–Surge porque nuestro Consejo de Administración ven una planta, que se adaptaría mucho a nuestro modelo de producción, que hay aquí en la localidad. Y tras analizarla, la adquieren.  Y como Barbate, tenía y tiene una tradición conservera y de trabajo de transformación del producto de la pesca, pues también ayudó a nuestra apuesta por el lugar. 

 

¿Cuáles son los objetivos de las obras que actualmente se están llevando a cabo en esta planta?

–Nosotros, incluso durante los años de la pandemia, hemos llevado a cabo varias intervenciones,  en la planta y también en la localidad. Hemos tenido contacto con el Ayuntamiento, con Zona franca, con Asuntos Sociales, con sus técnicos, también con el IES Trafalgar, en los que hemos ido priorizando la búsqueda y la selección del personal para que sea del propio pueblo. No hemos hecho un procedimiento de selección solamente interno. Nosotros no venimos aquí con nuestros técnicos y los seleccionamos, sino que hemos acudido a los técnicos locales, que conocen mejor a las personas a la hora de llevar a cabo la selección. Después nosotros aplicamos nuestro procedimiento interno, que es el que marca a toda la Compañía en general. Esa ha sido una primera acción en la búsqueda de personal. Otra acción ha sido el tema de la implementación del Grado Medio de Industria Alimentaria con el IES Trafalgar. Y es que hay una línea estratégica en la compañía de la instauración de la FP Dual, como se ha hecho en La Línea de la Concepción y en Málaga. También contamos con estructuras parecidas en Cabo Verde y en Marruecos. Para esa acción ya hemos mantenido contactos con la Dirección del IES Trafalgar y de hecho ya la Consejería de Educación nos ha concedido algo que el propio centro venía buscando desde hace mucho tiempo, y que desde la compañía hemos apoyado, como es que el año que viene se instaure ese Grado Medio de Industria Alimentaria en Barbate.

Antonio Fernando García Reyes, responsable de Selección y Desarrollo Corporativo del Grupo Ubago.

 

¿Hablamos de una formación con vistas al futuro?

–Correcto. Es una línea estratégica de la empresa. Es un compromiso primero con la empleabilidad en el lugar, in situ. Es decir, de personas en este caso de Barbate. Otra línea es la cualificación y la especialización de los trabajadores. Queremos gente cualificada, que no significa titulada. Y gente especializada. Si soy un operario del transformado de la pesca, o un mecánico, o un electricista, queremos su especialización y su certificación profesional. Por eso también, junto a esa especialización, esa profesionalización, y a esa empleabilidad, como línea estratégica de la empresa hemos instaurado también en Barbate el ciclo de Grado Medio, para completar su formación, junto al IES Trafalgar y el apoyo de su Director Agustín y de todo su equipo directivo.

 

Imaginamos que forma parte de la empresa integrarse no solo donde está la planta, sino en la sociedad en la que se encuentra ¿no?

–Efectivamente. Nosotros en cuanto llegamos a Barbate, lo primero que hicimos fue visitar al alcalde como representante del pueblo. Hemos establecido contactos con distintas áreas municipales, como Asuntos Sociales y sus técnicos, el área de deporte: donde hemos patrocinado diferentes eventos. Contacto con centros educativos, con diferentes asociaciones de la ciudad. Es algo que hacemos siempre en nuestra compañía. Apostamos por tener un vínculo con el sitio donde nos asentamos.

 

Eso les distingue de otras compañías…

–Bueno, no sé si nos hace distintos, no somos mejores ni peores, pero forma parte de nuestro ADN. Nosotros queremos, más bien creemos, que uno de los valores de la empresa es generar riqueza no solo económica, sino también social allá donde estamos. Y la generamos en todo nuestro entorno, principalmente en el trabajador, y en su entorno familiar y por lo tanto en la Ciudad donde vive. Es algo que llevamos con mucha discreción y sencillez.

 

¿Cuántos metros cuenta la planta?

–Alrededor de unos 3000 metros cuadrados. Como habéis podido ver estaba ya construida y lo que estamos haciendo ahora mismo es adaptarla a nuestras necesidades. Contamos ya con quince empleados de la localidad, entre técnicos de mantenimiento, operarios de albañilería, electricistas, limpiadoras, guardias de seguridad etc…

 

¿A  qué se dedicará esta planta?

– El Consejo de Administración, en principio ha decidido, que la planta se dedique sobre todo a la división de bacalao y salazones. Nosotros tenemos distribuidas por las distintas plantas de la compañía las divisiones que te decía: como el ahumado, salazones, conservas, bacalao. Y la idea es centralizar aquí dos de esas divisiones, al menos en el inicio.

 

¿De dónde proviene vuestra materia prima?

–La materia prima la traemos de diferentes puntos del mundo. La compañía busca lugares estratégicos, donde encontrar el mejor producto.  Eso hace que nuestros profesionales se muevan por todo el mundo buscando esta materia prima.

 

¿Qué previsiones de empleabilidad manejáis para esta planta?

–En el inicio, y aunque aún no lo tenemos cuantificado el número exacto de empleados, pero sí queremos arrancar la planta con un centenar de puestos de trabajo, en el inicio. Date cuenta que cualquiera de nuestras plantas están estructuradas en diferentes departamentos: el área de producción, el área de calidad y control sanitario, el área de picking , de control sanitario, de limpieza, y necesitaremos cubrir todos estos departamentos con personal.

 

¿Qué tal han sido las relaciones con la administración local y también con la Zona Franca?

–Sí, nuestro consejero delegado,  Andrés Espinosa, junto a otros miembros del Consejo como Neyla El Bouzidi, realizaron una visita con el director de la Zona Franca, Fran González.  También tuvimos que mantener encuentros porque tuvimos que adquirir algunas parcelas más. Para ello hemos contado con el apoyo incondicional de la Zona Franca, y por parte del Ayuntamiento, del alcalde y de su corporación municipal, hemos tenido también un apoyo institucional fuerte y nos han abierto las puertas en todo momento de la ciudad. Y porque también tenemos unas características como empresa, que nos diferencia de otras: No vienen solo nuestros profesionales, que serán ciertamente lo que creen la misión, visión y los valores de nuestra empresa, sino que creemos también en la ayuda institucional y profesional que nos puedan dar las personas del lugar, donde nos instauramos por primera vez.

 

¿Podemos hablar de la inversión que se está realizando?

–En el tema económico no nos gusta decir hemos invertido tanto o cuánto, porque en eso también somos muy discretos. Sí te doy un dato que es público: La compañía, en los tres últimos años, hemos realizado una inversión en infraestructuras, en tecnología y en proceso de elaboración, de 19 millones de euros, en todo nuestro territorio.

 

La apuesta es clara con esta zona… ¿plazos para abrir?

–Ahora mismo la prioridad adaptar la planta a nuestras necesidades. Date cuenta de que en poco tiempo esta zona de oficinas ya está prácticamente acabada. La planta física de producción está en pleno proceso de adaptación. Luego tendremos que introducir y colocar la maquinaria. No tenemos un tiempo instaurado como para poder decir: este mes o este otro. Eso sí, se está realizando un trabajo rápido por parte de nuestros profesionales. Tenemos también profesionales que se desplazan desde otros lugares de la Compañía, otros residen aquí en Barbate, para agilizar los trabajos y para que se pueda poner en marcha la planta lo antes posible, pero sin un plazo prefijado. Sí es cierto que el resto de departamentos, como el de Recursos Humanos, tiene todo previsto para bien planificado, incorporar con agilidad a las personas. Tenemos un curso que se va a llamar: Curso de operador industrial del transformado de la pesca, destinado a todo el personal que se contrate. En él se tocaran diferentes módulos: Seguridad e Higiene alimentaria, Prevención en riesgos laborales, Misión Visión y valores de la Compañía, módulo de producción, recursos humanos,  modulo competencias profesionales y personales, para formar a todas las personas de la localidad que van a ser incorporadas en el proceso de selección que pongamos en marcha. Un proceso de selección que será público, en la que entrevistaremos a los candidatos y buscaremos a los mejores perfiles y a las mejores personas, para adaptarlas a nuestras necesidades. Es verdad que aquí hay mucha tradición conservera, de fábrica, que eso también ha sido uno de los motivos para venir y que nos ayudará mucho a la hora de poner en marcha la planta, pero también tenemos nuestro ADN propio, en seguridad alimentaria, normas de higiene, en prevención, que tenemos que aplicar y formar en los mismos.

 

¿Quien esté leyendo este reportaje ya puede entregar el currículum?

–Contamos con un correo electrónico que es público y que mucha gente ya conoce, recursoshumanos@ubagogroup.com . A él nos han llegado ya, muchísimos currículos. Creo que contamos con unos mil doscientos, no solo de Barbate, sino también de la zona: de Vejer, Conil Chiclana, Cádiz, etc.. .

 

Esa cantidad de currículos habla bien de la confianza que genera la marca Ubago ¿no?

–Claro que sí, la compañía goza de muy buena reputación en todos los lugares del mundo donde nos encontramos. Es verdad que, en un primer momento, cuando llegamos a un lugar nuevo, puede haber desinformación, algo que se ha multiplicado con la pandemia.  Pero nosotros somos muy transparentes, en nuestros procesos. En concreto en el de la incorporación de personal a nuestra compañía.  Hay un correo que está en nuestra página web al que se envían todos los currículos, no solo para Barbate, sino para todas nuestras plantas.  A ese correo como responsable, vamos custodiando todos los CV que nos llegan. Nosotros lo vamos archivando. No desperdiciamos ningún tipo de correo, ya que detrás de ello hay personas con necesidades y expectativas. Esas personas, luego entran a formar parte de nuestro procedimiento de selección interno, que tiene varias fases. Nosotros también, como te decía contactamos con los técnicos locales de Asuntos Sociales, para el buen conocimiento de las personas. También con los seleccionados tenemos nuestro Plan de Acogida, donde les explicamos quiénes somos, nuestros valores, nuestros objetivos, y también qué condiciones van a tener, cuánto van a percibir, cuál será su horario, cuáles serán sus responsabilidades. etc.

 

Uno del hándicap de Barbate ha sido la logística, es decir, sus comunicaciones…

–Nosotros en ese aspecto no vamos a tener ningún problema con Barbate. Nosotros estamos, en muchas partes del mundo y de España. Contamos con la Dirección de Logística de nuestros servicios centrales que hacen que podamos llegar y salir sin ninguna dificultad. Estratégicamente en positivo, contamos con el puerto de Algeciras aquí al lado, lo que a su vez facilita nuestra comunicación siempre muy fluida con Marruecos y otros destinos internacionales. De aquí a Algeciras hay una hora. Y respecto a la entrada de camiones a Barbate, y al Polígono del Olivar, tampoco veo complicaciones.

 

Y ya para concluir, tal y como avanza el proyecto… ¿está la empresa satisfecha?

–Muy satisfecha. Tras las distintas visitas realizadas a la planta del Consejo de Administración, del Consejero Delegado, del Director General, del Consejo de Dirección, de los diferentes responsables: Director de oficina técnica, responsable de obra, de Calidad, de Selección y formación, de mantenimiento, hacemos una valoración muy positiva.  Venimos mucho a Barbate, a poner en marcha nuestra nueva planta.  Nos hemos encontrado con un personal que ya tenemos contratado, de una calidad humana muy rica: trabajador, honesto, responsable. También nos hemos encontrado con unas instalaciones ya muy bien diseñadas y que ahora nos toca adecuar a nuestras necesidades y estilo. Y después, desde el punto de vista de la Ciudad hemos tenido una gran acogida.  El ayuntamiento y la corporación municipal nos ha facilitado nuestra implementación. Y la relación con la Concejalía de Asuntos Sociales, asociaciones del lugar y otros organismos locales ha sido excelente. Cualquier empresa, sea pequeña o grande, que viene a una ciudad está contenta, sobre todo porque va a atender a muchas familias y sus necesidades.  Aunque seamos una empresa con más de cuatro mil trabajadores o seamos un grupo internacional, nuestro valor esencial es el estilo de familia. Nuestro Consejo de Administración está compuesto por varias familias que han sabido trasladar esa característica a todos los miembros de nuestra compañía.  Ese elemento familiar, de cercanía, de sencillez, no está reñido con la profesionalidad y la responsabilidad, la exigencia y la cultura del esfuerzo, que pedimos a todos nuestros trabajadores. 

 

Una filosofía que, insistimos, parece encajar a la perfección con Barbate...

-Creo que encaja mucho con la idiosincrasia del sitio. Y es que Ubago, busca lugares, que tienen todos, creo yo, unas características comunes. Son localidades con un perfil de trabajador honesto, cumplidor, que se esfuerza, que trabaja y que hace de la marca Ubago su propia marca. Perderíamos nuestra identidad, si nos alejáramos de las personas y de su contexto más inmediato. Por eso Barbate, ha sido la última mejor decisión tomada, por Ubago, para empezar este bonito proyecto del que participaran muchos ciudadanos del lugar.

TE RECOMENDAMOS