El tiempo en: Cádiz
Miércoles 22/05/2024  
Publicidad Ai
Publicidad Ai

Valencia

Yolanda Díaz se posiciona contra la ampliación del Puerto de València

"Si hemos declarado la emergencia climática en España, esta infraestructura en Valencia no puede salir adelante", ha asegurado

Publicidad Ai Publicidad Ai
  • YOLANDA DÍAZ. -

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha expresado este jueves en Valencia su rechazo a la ampliación del Puerto de la ciudad. "Si hemos declarado la emergencia climática en España, esta infraestructura en Valencia no puede salir adelante", ha afirmado.

Díaz se ha pronunciado así tras participar en una visita organizada por la Comissió Ciutat-Port a la playa de El Saler y a la Albufera de Valencia para que esta entidad le trasladara las consecuencias negativas que prevé que la ampliación portuaria tendrá sobre estos ecosistemas. Al acto han asistido también el alcalde de la ciudad y candidato de Compromís a la reelección, Joan Ribó, y la cabeza de lista de Unides Podem-EUPV a su Alcaldía, Pilar Lima.

La también líder de Sumar ha agradecido a esta comisión su labor "en defensa de los derechos ambientales y del bien común", además de valorar el trabajo de "las asociaciones ecologistas, sociales y sindicales que no hacen más que demostrar que son imprescindibles para ensanchar la democracia".

"Estamos sufriendo una enorme emergencia ambiental y climática", ha afirmado Yolanda Díaz, que ha señalado que teniendo en cuenta esas situaciones y "lo que está pasando en el mundo, toda política pública tiene que ser ya climática". "Cualquier decisión que tomemos en el ámbito económico, social y ambiental tiene que tener un plan" previsto "desde esa emergencia climática y ambiental", ha dicho.

La vicepresidenta ha manifestado que se debe "tener unidad de acto en todas las políticas públicas" en España y en el mundo y ha apelado a la coherencia. Así, ha aseverado que si el Gobierno declaró la emergencia climática se ha de ser "coherente con los proyectos que se desplieguen a lo largo y ancho" del país.

En esta línea, ha remarcado que se tiene "la obligación de no compartir modelos portuarios --"no solo en Valencia" con "un caso absolutamente extraordinario por el impacto que tiene" sino "también en Barcelona", ha precisado-- o infraestructuras aeroportuarias" que llevan a "un viejo bipartidismo que tenía un desarrollo económico y social anclado en viejas políticas y tiempos".

Yolanda Díaz ha considerado que estos tienen que ver con el "desarrollismo económico", la "expropiación de la riqueza ambiental" y la "generación de riqueza para unos pocos" sin revertir "en el bien común". Ha expuesto que el "proyecto de país no puede beber de las fuentes del viejo bipartidismo" y ha insistido en que "hay que ser coherentes" ante "infraestructuras de calado" como "la ampliación del Puerto de Valencia".

En este sentido, ha resaltado que en el Consejo de Ministros ha tenido "la oportunidad de defender" su "oposición" a ella. "Va de modelos económicos y sociales. Si estamos de acuerdo en que estamos sufriendo una enorme emergencia climática y ambiental no podemos permitir la ampliación del Puerto de Valencia. Se ha de ser coherente. No puede ser", ha reiterado.

Díaz ha asegurado a la Comissió Ciutat-Port que "seguirá contando" con el respaldo del proyecto que representa "para no permitir el desarrollo de estas obras", que, "como me han explicado ahora mismo, no son absolutamente necesarias". "Ni siquiera voy a ejercer hoy de ministra de Trabajo, que podría hacerlo por el impacto social que tiene esta infraestructura. Lo importante es el impacto ambiental" y sobre "la salud pública y la vida de la gente", ha apostillado.

"En el nuevo proyecto de país tenemos que colocar a las personas en el centro", ha agregado la líder de Sumar, que ha lamentado la "desafección ciudadana" a la política y ha dicho que actuaciones como la planteada en el puerto valenciano distancian a la gente de lo pública. "Hemos de ser claros con la ciudadanía, hemos de ser valientes" y "hemos de defender, sobre todo, la vida y la salud pública", ha subrayado.

"DOS MODELOS DE VIDA"

Yolanda Díaz ha remarcado su presencia en Valencia y ha dicho que no estaba allí "por casualidad", tras lo que ha asegurado que el 28M están en juego "dos modelos de vida". "El que estamos defendiendo hoy aquí, la no ampliación al Puerto de Valencia por razones de emergencia climática y ambiental; y el viejo bipartidismo" y "las fuerzas políticas que participen en él", ha concretado.

En esta línea, ha hablado del "viejo bipartidismo de las grandes obras, de las cementadas, de la desertización, del pelotazo económico de unos pocos" y de la "corrupción". "Creo que esto es el pasado y que el nuevo país, el nuevo proyecto de país que defendemos mira al futuro, a los derechos ambientales y al futuro de nuestros hijos. "Esto es lo que está en juego hoy aquí en Valencia", ha declarado.

Por su parte, Joan Ribó ha valorado la labor de los ciudadanos que "lucharon" para preservar El Saler y espacios como el Jardín del Turia y el trabajo de la Comissió Ciutat-Port para alertar de "la problemática que supondría la ampliación del Puerto".

"Es otro elemento determinante para definir cómo queremos que sea Valencia", ha dicho, al tiempo que ha mostrado su oposición al proyecto "mientras no haya una Declaración de Impacto Ambiental" nueva y se garantice la "sostenibilidad". Ribó ha destacado el aumento de contenedores que supondrá ampliar el puerto y del transporte para moverlos y sus "impactos", también "en las playas del Cabanyal y Malvarrosa".

El portavoz de la Comissió Ciutat-Port, Joan Olmos, ha lamentado que en proyectos como esta ampliación "se sobrevaloran los efectos positivos y se maquillan u ocultan los negativos", a la vez que ha destacado que el espacio de Valencia que se quiere proteger es "único en el sistema urbano del Mediterráneo, un conjunto entre huerta, ciudad y mar".

Olmos ha considerado que "hubiera sido suficiente que en 1986 se declarara parque natural la Albufera para impedir cualquier agresión o expansión urbana o portuaria" y ha emplazado los gobiernos "local, autonómico y central" a abandonar la "cultura del territorio que asume como positivo que se puedan destruir recursos naturales y además aportando dinero público".

"RESULTA IMPENSABLE"

El portavoz ha agregado que "no hay ningún indicio" de que la ampliación portuaria "tenga interés general" y ha señalado que la factura la pagará "la ciudad y su entorno". "No se puede afirmar tan ligeramente que un proyecto de esta naturaleza genere beneficios sin contar con los costos que tiene", ha apostillado.

"Resulta impensable creer que sostenibilidad y crecimiento en este caso concreto son compatibles", ha concretado, además de pedir a Díaz "como miembro del Gobierno" que impida que la ampliación siga adelante.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN